¿Qué es la Realidad Aumentada? El puente entre el mundo real y el mundo virtual

Post publicado en Tendencias Digitales

Uno de los recursos más utilizados en ciencia ficción, y que atrae mucha atención y curiosidad en el público consiste en jugar a ver la realidad con ojos de ciborg. Ver a través de un visor multidimensional y tener información instantánea y en tiempo real de la realidad. Películas como TerminatorRobocop y otras más utilizaron este recurso para mostrarnos cómo sería ver con ojos de robot un acto tan real y nuestro como por ejemplo caminar por la calle.

La buena noticia es que, tal como pasa muchas veces, Hollywood y la ciencia ficción inspiran a los hombres a desarrollar nuevas tecnologías. Éste es el caso de lo que hablaremos en dos posts consecutivos en Tendencias Digitales sobre la Realidad Aumentada (RA) o Augmented Reality (AR), una tecnología que nos brinda la posibilidad de reconstruir y ampliar nuestra experiencia del mundo real a través de la superposición en la imagen de distintas capas de datos virtuales. El objetivo central es construir una realidad híbrida, que mezcle la visión en tiempo real de un lugar u objeto con información propia y contextual desde distintas fuentes y orígenes en internet

Técnicamente el funcionamiento de la Realidad Aumentada es muy simple y los requerimientos no son muy sofisticados, al punto de que sólo es necesario un dispositivo con una cámara incorporada, GPS, un browser o navegador especializado y una conexión a internet. La mayoría de los teléfonos móviles ya incorporan estas funciones, y por supuesto más si hablamos de la nueva generación de I-Phones o móviles con Androidcomo sistema operativo.

Una vez activado el browser que hace “de puente” para la Realidad Aumentada, (como por ejemplo Layar para Android o Iphone) lo único que resta hacer es orientar la cámara de video del dispositivo a la zona u objeto del que se quiere tener información, casi como si fuésemos a tomarle una fotografía. En este momento es donde, mediante la combinación de la imagen en vivo capturada desde el mundo físico y los contenidos semánticos o datos extraídos de internet mediante geoposicionamiento, se construye una “realidad aumentada”, es decir, una realidad con capas llenas de datos e información asociada a ese objeto o lugar.

Con la ayuda de esta tecnología, que combina así el reconocimiento óptico de los objetos o entornos y el agregado de la información contextual, nuestra vista a través de la cámara se transforma en interactiva, ya que se enriquece con una capa independiente de datos informativos y útiles respecto al objeto, lugar o entorno al que está apuntando con su dispositivo.

Las aplicaciones de esta tecnología son infinitas, y de eso puntualmente hablaremos en el próximo post. Sectores como la publicidad, la industria editorial, el turismo, la ciencia o la mecánica pueden cambiar de manera revolucionaria con la aplicación de la Realidad Aumentada. ¿Se imaginan buscar apartamento por la calle, simplemente apuntando el móvil hacia los edificios para saber cuáles están en venta y su precio?, ¿O la ayuda que puede significarle a un cirujano a la hora de intervenir un paciente a través de anteojos con información contextual sobre los órganos? Como veremos más adelante, las perspectivas son muy amplias.

La pregunta que nos queda entonces plantear es si será la Realidad Aumentada la próxima revolución en el ámbito móvil, o una burbuja más entre las tantas de la industria. Personalmente creo que esta nueva tecnología cambiará de manera sustancial la interacción con nuestro entorno y ofrecerá muchísimas oportunidades de negocio para diferentes sectores. Maarten Lens-Fitzgerald, Co-founder de Layar, el browser pionero de Realidad Aumentada, se anima a vaticinar que los servicios asociados a esta tecnología sólo serán superados por el tráfico de voz, una afirmación ambiciosa para el momento inicial por el que está atravesando el servicio pero que sin dudas marcan una fuerte visión de futuro. En este mismo sentido la prestigiosa Technology Review, publicada por el Massachusetts Institute of Technology la incluyó entre las diez tecnologías emergentes más importantes para el futuro próximo.

Si bien las aplicaciones y usos de esta tecnología son recientes, y se encuentran en la mayoría de los casos en fases experimentales, podemos vislumbrar un enorme abanico de posibilidades para su aplicación en sectores tan disímiles y particulares como la publicidad, la ciencia, la formación a distancia o el turismo urbano. Compartimos algunos videos y prototipos sobre distintas aplicaciones en el mundo real de la Realidad Aumentada.

Márketing interactivo

En este sector la Publicidad Aumentada (Augmented Advertising) daría la posibilidad de situar anuncios geoposicionados con posibilidad de interactuar con ellos, tener una sensación del producto mucho más rica y una “pre-experiencia” por parte del cliente sobre la compra. En estos casos podemos ver, por ejemplo, cómo podemos probarnos ropa antes de comprarla o “tocar” unas zapatillas antes de llegar a la tienda.

Turismo y Arquitectura

Reconstruir sitios, ruinas o paisajes que ya no existen mediante modelos geoposicionados será fácilmente posible con esta tecnología (imagínense recorrer ciudades como Roma o Atenas en tours con realidad aumentada), o por ejemplo adelantar obras arquitectónicas que están siendo construidas (poder ver el edificio o torre antes de que esté terminado) o incluso buscar apartamentos por la ciudad simplemente señalando la cámara a los edificios para saber cuáles están en venta, entre otras aplicaciones. También para usos más técnicos puede aprovecharse, como por ejemplo para los Sistemas de Información Geográfica (GIS).

Ocio y Entretenimiento

Imagínense aplicaciones para parques temáticos, zoos y atracciones, pudiendo por ejemplo traer información de las distintas especies que vemos en los parques o hasta cuánto tiempo nos resta de hacer cola de acuerdo a la cantidad de gente que hay en la fila. También la Realidad Aumentada puede tener grandes renovaciones para el sector del gaming y videojuegos, como ya lo están demostrando tímidos ejemplos para Iphone.

Música

Más posibilidades para que los artistas interactúen con sus fans, llevando los clips de vídeo a auténticas plataformas interactivas, como el caso de la banda australiana Lost Valentinos.

Libros, Revistas y Educación

La Realidad Aumentada puede ser la tecnología que salve al papel como soporte físico del derrumbe. Imagínense la revolución que pueden traer los libros interactivos, los contenidos premium en revistas y publicaciones, o los manuales de estudio con video y datos embebidos de manera directa en el papel. Recientemente, la revista Esquire, pionera en la aplicación de tecnología a su edición impresa, lanzó su número con contenidos de Realidad Aumentada.

Medicina – Ayuda a procesos técnicos

Sin lugar a dudas, éste es un ámbito en el que esta tecnología puede marcar diferencias abismales entre el presente y el futuro. La Realidad Aumentada puede salvar vidas brindando información más certera y exacta a médicos en tratamientos riesgosos, o también para mecánicos o técnicos a la hora de reparar instrumentos y artefactos de gran precisión, como este caso de material militar en los Estados Unidos.

Conclusiones

Creo personalmente que tenemos elementos muy precisos y contundentes para poder decir que la Realidad Aumentada puede convertirse en “ese” paso hacia adelante respecto a cómo vemos las cosas en nuestra realidad. Hasta ahora, la tarea de encontrar el nexo entre el mundo virtual-informacional y el real-espacial había sido esquivo y muy primitivo (recuerden las primeras experiencias de realidad virtual). En estos momentos estamos en un escenario en el que los requerimientos para el acceso son relativamente bajos y comunes a la industria o mercado, a la vez que las demandas de desarrollar y proyectar productos más atractivos, interactivos y ricos en experiencia están a la orden del día.

Habrá que estar muy atento al devenir de esta nueva puerta que se nos abre para poder hacer confluir lo mejor de ambos mundos, entre el de lo tangible y físico, aquel de losátomos; y el de la información y lo virtual, aquel de los bits.

TecnologíaYamil Salinas